clubexa.org

16 de septiembre de 2019
BENIDORM ronda 6: Pero mira cómo vuelan, los burros en el BALI...
De La Fuente Mayán, Alfredo
( 28-11-2004, 18:06 )

Vaya por delante que con lo de los burros no queremos zaherir a nadie. Pero no hay mejor frase para definir nuestras partidas de hoy que esta, que aplicamos cuando aparecen atracos terribles en el tablero. Para los no iniciados en lenguaje EXA, nos explicamos: cuando va a ocurrir un atraco impresentable, el atracado ha de sufrir además la coletilla “Mira, un burro volando” justo antes de recibir el golpe trapero.

Después de la explicación precedente, huelga explicar cómo terminaron nuestras partidas del día; tan sólo podemos incluir la precisión de que ganamos ambos, lo que nos permite soñar, especialmente en mi caso, que ya parece un sueño en sí mismo. Segundo en la tabla a falta de tres rondas, desde luego, no era lo que esperaba al salir de Coruña, y menos con el número 40 en el ranking inicial. Recuperamos también los ánimos del Duke, dispuesto a todo y más. Si gana las tres que le faltan, ha amenazado con quemar Benidorm hasta los cimientos.


Porque lo que le sucedió hoy al bueno de Chema fue más milagroso que la aparición de la Virgen en un sándwich de queso (noticia totalmente real, no estamos delirando... por supuesto, sucedió en USA). Y es que se empeñó en no hacer Cd5 en ninguna de las ciento y pico oportunidades de que dispuso, y claro, el negro, casi sin querer, se quedó totalmente ganado. Un serio error en la 13 dejó al de EXA con calidad de menos, calidad que creció y se multiplicó hasta llegar a la posición de la jugada 35, en que el primer burro sobrevoló los tableros para distraer al rival de Chema y provocar un error descomunal (pero mucho) que permitió a nuestro muchacho pasar del abandono inmediato a dar mate en dos. Eso para que luego hablen de ‘otros’... (en la posición del diagrama, el negro jugó "cb2 ????????").

 

Y lo mío, aunque mucho menos espectacular, también tuvo su tela. Para empezar, jugué la primera Eslava de mi vida, para más inri su variante del Cambio, de la que no conocía más que su fama de tablífera. Dada la importancia de la partida y de poder jugar a ganar, intenté ganar espacio en el FD y neutralizar la iniciativa del blanco en el FR lo antes posible, para lo cual ensayé el plan 14...Tc7 - 15...Ce4, que resultó basado en un cálculo erróneo, aunque el blanco escogió el plan más tranquilo y permitió igualar las posibilidades, quedándose con poco tiempo por añadidura, lo cual se mostró decisivo al final. Un par de indecisiones en la posición resultante permitieron pasar a un final favorable a base de táctica, y una vez en el mismo, el segundo burro sobrevoló la mesa para provocar 36.Rf1?? y el remate consiguiente. Con una defensa adecuada, está por ver que el final se gane.

 

Bueno, y en esta situación nos encontramos: 5 de 6, todavía invicto, y con todas las posibilidades intactas. Pase lo que pase en las tres rondas que restan, este torneo está siendo de largo el mejor de mi vida en partidas lentas, de modo que... ¡a disfrutar lo que falta!   ¡Saludos!



[ Volver ]